Últimos temas
» La Gala Misterio (Trama Global)
Dom Ene 01, 2017 2:08 am por Delko Baglialli

» Angelo B. Cavalli (Incompleta)
Mar Dic 27, 2016 8:13 pm por Madrina

» Delko Baglialli
Sáb Dic 24, 2016 11:21 pm por Il Padrino

» Petición de Rol
Sáb Dic 24, 2016 3:38 pm por Natasha Sanguinetti

» Petición de Personajes
Miér Dic 21, 2016 2:40 pm por Il Padrino

» Canjeo de Puntos
Mar Dic 20, 2016 9:33 pm por Il Padrino

» Registro Global
Mar Dic 20, 2016 8:05 pm por Madrina

» Se buscan miembros de la familia Baglialli (1/3)
Mar Dic 20, 2016 2:40 pm por Natasha Sanguinetti

» We can go brighter than the sun —Dianora A.
Sáb Dic 10, 2016 9:19 pm por Gliese T. De Molinari

» Se buscan las legiones de Weber (1/varios)
Vie Dic 09, 2016 8:36 pm por Adler Weber

Hermanos
1 de 5
Elite
29 de 36
Whispers Of Berlin
Directorios
0 de 9
>
Créditos
■ El Skin es obra de Il Padrino y fue hecho especialmente para el Sicilia RPG. Los modelos de Avatar y Post pertenecen a Neeve, a la cual se le da las gracias por su ayuda con las estadísticas.
■ Las Imagenes fueron extraídas de We Heart It, Google Imágenes y tumblr.
■ Texturas y coloring encontradas en Devianart (Krypteria, Evey, entre otros).
■ Los personajes, la trama y otros pertenecen a la administracion del Sicilia RPG, se les pide que por favor eviten el plagio de cualquier elementos.

We can go brighter than the sun —Dianora A.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Gliese T. De Molinari el Sáb Dic 10, 2016 9:19 pm
17 de Julio, sábado — Fonte Aretusa
w. Dianora T. Ardizzi


—¿Crees que esta fuente tenga las mismas propiedades que la que está en Roma? —realmente no solía ser entrometida, pero ella estaba sentada allí y el ligero viento le permitía comprender, sin ninguna dificultad, las palabras de los turistas.
No lo sé, pero no perdemos nada por probarlo —sus celestinas orbes contemplaron como tomaron una lira cada uno, antes de posicionarse en dirección opuesta a la fuente y cerrar sus párpados, con una sonrisa apacible dibujaba en sus labios. Gliese sonrió, y con disimulo, tomó una fotografía de aquellas personas, recordando la primera vez que sus hermanos la habían traído a Siracusa. Sí, su reacción había similar, incluso aun más impactante. ¿Tenía acaso que ver con que contaba con trece años, cuando la conoció por primera vez? Recuerda haberse quedado absorta con el reflejo tan cristalino que el agua de la fuente le mostraba. Pobre de su familia los días que siguieron a aquella visita. Gliese nunca silenciaba y siempre encontraba una pregunta nueva por realizar. Y hasta que su querida madre no le contó la historia detrás de Aratusa, la pequeña no se tranquilizó ni dirigió su atención hacia otro lugar.

De todas formas, ¿qué estaba haciendo la joven De Molinari tan lejos de su hogar? Lo único que se le había cruzado por la mente, era que no quería permanecer encerrada en un día tan veraniego, como aquel con el que Messina despertó. Y aunque era usual caer en la casa de su mejor amiga considerando que esta había vuelto de viaje, se decantó por dar un paseo por toda Sicilia, lo que alcanzara y calculara visitar antes de que las campanas de la medianoche la retornen a su ciudad origen. Pasó por Taormina, Etna, Acireale antes de terminar en Siracusa, donde una voz dentro de ella le susurró que descendiera del preciado auto de su padre —al cual le pidió permiso con anterioridad, pues no era de tomar cosas de otros—, y disfrutara de aquella ciudad tan preciosa.

Por lo que ahí se encontraba, caminando por las callejuelas del lugar, y en infaltable compañía de un cannoli de chocolate y fresa, hasta que divisó la fuente y sonrió, apresurándose como una niña pequeña para verse, una vez más. Se mantuvo sacando fotos, entretenida y jugando ella misma con foco, enterneciéndose cuando veía a los niños mirar asombrados la fuente e incluso cuando  ocasionalmente le pedían de favor ser fotógrafa. Por esos sencillos motivos era que Gliese adoraba tanto su tierra: la gente, su amabilidad y el sentido de la lealtad y la familia era algo que reinaba en cualquier zona, por más pequeña que fuera. Suspiró, dejando su cabello libre de la liga y deslizando sus delicadas manos por entre sus castañas hebras, con el objetivo de relajar los músculos. Estuvo un rato de esa forma, trazando círculos con sus dedos, antes de tomar su cámara nuevamente y disponerse a sacar más fotos.

Deslizaba la lente sobre todo paisaje a su alrededor, realizando fotografías significantes para ella, cuando una joven de abundante cabello de color ébano se cruzó en su camino, con cierto aire familiar. ¿De dónde le sonaba aquella muchacha de finos rasgos? Buscó en su memoria, hasta que se pudo visualizar a sí misma intentando encontrar la salida de detrás de un escenario. Una fémina de pupilas oscuras pero brillantes fue quién la encontró y le guió en el camino de regreso a las butacas. ¡Claro, era ella! Gliese no pudo evitar sonreír con dulzura al dar con la respuesta—: ¿Dia? —murmuró, lo suficientemente alto para ser audible.


Mensajes : 9

Liras/Euros : 607

Fecha de inscripción : 04/12/2016

Ver perfil de usuario
avatar
Famiglia De Molinari

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.